El porcentaje de accesos sin intención de finalizar la compra sigue siendo elevado

El eCommerce ha sido uno de los grandes beneficiados durante el periodo de confinamiento y aquellos negocios con presencia digital han minimizado el impacto negativo de la crisis generada por el COVID-19. A pesar de ello, la experiencia de compra tradicional, en la tienda física, todavía mantiene un gran número de partidarios.

En el ámbito online, todavía hay camino por recorrer. En este sentido, según el informe ¿Cómo competir en eCommerce?, elaborado por la Asociación de Fabricantes y Distribuidores (Aecoc) y Google Marketing Insights, un 40% de los consumidores acceden a las tiendas online únicamente para hacer una comparativa de precios, sin intención de finalizar la compra online, que, en muchos casos, se realizará en el establecimiento físico. Por su parte, un 37% indica que visitan las tiendas digitales con la intención de llenar el carrito de la compra. Además, un 22% afirma acceder a las tiendas online únicamente para ver los productos disponibles.

Estos porcentajes de intención de compra varían en función del tipo de producto a adquirir, siendo en las categorías de productos electrónicos y moda los que reciben más visitas con una intención de compra muy baja. En el caso contrario, se encuentran aquellas tiendas que ofrecen productos para mascotas y salud, en los que entre el 44 y el 46% de los accesos se producen con una firme intención de finalizar la compra.

En el comercio electrónico, también existen diferencias entre grandes y pequeños negocios. Según el estudio mencionado, un 90% de los usuarios accedieron a alguna de las tiendas online de los grandes del retail en los últimos tres meses, mientras que las tiendas categorizadas como medianas, únicamente las han visitado un 42%.

“En la ratio de conversión, es decir, aquellas visitas a la web que se acabaron convirtiendo en compras, juega un papel muy importante la experiencia previa del consumidor y, en este caso, las grandes marcas tienen una reputación y un nivel de visitas anteriores por parte de los usuarios mucho más alta, lo que les da una ventaja con respecto a sus consumidores más pequeños”, analiza Pablo Pérez, responsable de Market Insights de Google España.

Incremento a raíz del COVID-19

En la última semana, un 60% de los usuarios han realizado una adquisición online. Además, un 20% afirma haber aumentado su inversión online tras el confinamiento y un 13% admite haber dado un paso adelante y comprar en el entorno online. Incluso categorías de productos que, anteriormente a esta etapa, a penas se adquirían de forma online, han incrementado su consumo, como por el ejemplo los productos de alimentación, higiene y cuidado personal, comprados online por un36 y un 34% de los consumidores, respectivamente.